Estamos trabajando en la nueva versión del sitio, enterate como participar.



El Sorgo
 Vistas desde creación:3088
 Vistas desde último cambio:2685
 Vistas este mes:3063
 Vistas este año:3088
subir a paralelos, artículos y contextos históricos. 
El sorgo o zahína (Sorghum vulgare o Sorghum bicolor) es una hierba (Familia Poaceae), cuyas semillas se utilizan para hacer harina y como forraje.
Es un cultivo alimenticio importante en África, América Central, y Asia Meridional y es la quinta cosecha
de cereal en el mundo, en cuanto a su producción (km² 470.000 cosechado en 1996)
El productor más grande es Estados Unidos.
El sorgo (Sorghum bicolor L.Moench) se conoce con varios nombres: mijo grande y maíz de Guinea en África occidental, kafir en Africa austral, duro en el Sudán, mtama en África oriental, iowar en la India y kaoliang en China (Purseglove, 1972)
El género Sorghum se caracteriza por espiguillas que nacen a pares.
El sorgo se trata como planta anual, aunque es hierba perenne y en los trópicos puede cosecharse varias veces al año.
Tiene su origen en África del este y primero divergió de las variedades salvajes en Etiopía hace 5000 años.
Se adapta bien al crecimiento en áreas áridas o semiáridas cálidas.
Las muchas subespecies se dividen en cuatro grupos - sorgos del grano, sorgos de la hierba (para el pasto y el heno), sorgos dulces (jarabes del sorgo), y maíz tipo escoba (para las escobas y los cepillos)
El sorgo pertenece a la familia de las gramíneas.
Las especies son el Sorghum vulgare y el Andropogum sorgum sudanensis.
El sorgo tiene una altura de 1 a 2 metros.
Tiene inflorescencias en panojas y semillas de 3 mm, esféricas y oblongas, de color negro, rojizo y amarillento.
Tiene un sistema radicular que puede llegar en terrenos permeables a 2 m de profundidad.
Las flores tienen estambres y pistilos, pero se han encontrado en Sudán sorgos dioicos.
El sorgo se utiliza para producir grano que sirve para la alimentación del ganado, y también para el forraje.
El valor energético del grano de sorgo es un poco inferior al del maíz.
Se puede estimar como media 1,08 UF/kg.
Comparándolo con el grano de maíz, el de sorgo es generalmente un poco más rico en proteínas, pero más pobre en materia grasa; como las de maíz, son de un valor biológico bastante débil; son particularmente deficitarias en lisina.
Las exigencias en calor del sorgo para grano son más elevadas que las de maíz.
Para germinar necesita una temperatura de 12 a 13 ºC, por lo que su siembra ha de hacerse de 3 a 4 semanas después del maíz.
El crecimiento de la planta no es verdaderamente activo hasta que se sobrepasan los 15 ºC, situándose el óptimo hacia los 32 ºC.
Al principio de su desarrollo, el sorgo soporta las bajas temperaturas de forma parecida al maíz, y su sensibilidad en el otoño es también comparable.
Los descensos de temperatura en el momento de la floración pueden reducir el rendimiento del grano.
Por el contrario, el sorgo resiste mucho mejor que el maíz las altas temperaturas.
Si el suelo es suficientemente fresco no se comprueba corrimiento de flores con los fuertes calores.
El sorgo resiste la sequía más que el maíz.
Es capaz de sufrir sequía durante un periodo de tiempo bastante largo, y reemprender su crecimiento más adelante cuando cesa la sequía.
Por otra parte, necesita menos cantidad de agua que el maíz para formar un kilogramo de materia seca.
Se desarrolla bien en terrenos alcalinos, sobre todo las variedades azucaradas que exigen la presencia en el suelo de carbonato cálcico, lo que aumenta el contenido en sacarosa de tallos y hojas.
Prefiere suelos sanos, profundos, no demasiado pesados.